Victorcastro’s Weblog

Just another WordPress.com weblog

Nuestro reino

Nuestro reino.

 

Lucas 22:29Yo, pues, os asigno un reino, como mi Padre me lo asignó a mí,” Jesús nos asignó un reino, el reino celestial. Y también nos enseñó a pedirle al Padre que nos entregue el reino: “Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.” (Mateo 6:10)

Jesús nos explicó claramente esta situación cuando dijo: Juan 8:23Y les dijo: Vosotros sois de abajo, yo soy de arriba; vosotros sois de este mundo, yo no soy de este mundo.” La palabra “arriba” de Jesús debemos interpretarla no en una altura métrica sino en una altura espiritual, el apóstol Pablo nos da la idea clara de esto cuando dice: Efesios 1:2-4  “Gracia y paz a vosotros, de Dios nuestro Padre y del Señor Jesucristo.  Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos bendijo con toda bendición espiritual en los lugares celestiales en Cristo,  según nos escogió en él antes de la fundación del mundo, para que fuésemos santos y sin mancha delante de él,” la altura, pues, es la santidad.

El reino que nos ha heredado el Señor no es de este mundo, de abajo, sino de los cielos, de arriba, no es de maldad sino de santidad. A los ojos humanos, su reino es totalmente opuesto al reino de este mundo, veamos el contexto de Lucas 22 en los siguientes versos  (24-30) “Hubo también entre ellos una disputa sobre quién de ellos sería el mayor.  Pero él les dijo: Los reyes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que sobre ellas tienen autoridad son llamados bienhechores; mas no así vosotros, sino sea el mayor entre vosotros como el más joven, y el que dirige, como el que sirve. Porque, ¿cuál es mayor, el que se sienta a la mesa, o el que sirve? ¿No es el que se sienta a la mesa? Mas yo estoy entre vosotros como el que sirve. Pero vosotros sois los que habéis permanecido conmigo en mis pruebas. Yo, pues, os asigno un reino, como mi Padre me lo asignó a mí,  para que comáis y bebáis a mi mesa en mi reino, y os sentéis en tronos juzgando a las doce tribus de Israel.” Mateo 20:28como el Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir, y para dar su vida en rescate por muchos.”

Jesús comenzó su ministerio predicando una frase maravillosa y nunca antes escuchada, el decía:  Mateo 4:17Desde entonces comenzó Jesús a predicar, y a decir: Arrepentíos, porque el reino de los cielos se ha acercado.” ¿Había alguien escuchado algo así? ¿Se está acercando el cielo? ¿Qué significaba aquello? El asombro era grande, las multitudes tuvieron que entrar en un tremendo sopor, en una angustia y en una esperanza jamás vivida, el cielo se está acercando. Si la gente de este tiempo pusiera atención a las cosas celestiales, posiblemente se estremecerían si alguien anunciara que el cielo se está acercando, quizá cundiría pánico pensando que las estrellas vienen sobre nosotros como cuando aquella profecía fue dada diciendo: Mateo 24:29E inmediatamente después de la tribulación de aquellos días, el sol se oscurecerá, y la luna no dará su resplandor, y las estrellas caerán del cielo, y las potencias de los cielos serán conmovidas.”

La venida de Jesús a la tierra tiene una connotación mas que grandiosa a la humanidad, Jesús no solo nos anunció la llegada del cielo sino que nos hizo ver que él descendió del cielo también, y eso es lo concreto de su aviso, Juan 6:33Porque el pan de Dios es aquel que descendió del cielo y da vida al mundo.” Juan 6:51
”Yo soy el pan vivo que descendió del cielo; si alguno comiere de este pan, vivirá para siempre; y el pan que yo daré es mi carne, la cual yo daré por la vida del mundo.”  Juan 6:58Este es el pan que descendió del cielo; no como vuestros padres comieron el maná, y murieron; el que come de este pan, vivirá eternamente.” Juan 8:23Y les dijo: Vosotros sois de abajo, yo soy de arriba; vosotros sois de este mundo, yo no soy de este mundo.”

Con la llegada de Jesús al mundo, vino la vida y vino la luz. Juan 11:25Le dijo Jesús: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá.” Juan 14:6Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.” Juan 8:12Otra vez Jesús les habló, diciendo: Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida.”  Mateo 4:16El pueblo asentado en tinieblas vio gran luz; Y a los asentados en región de sombra de muerte, Luz les resplandeció.”

El reino que Dios nos ha heredado es un reino de vida y de luz. Fíjense ustedes que contrariamente, la gente que está en el mundo cree que está viva y que tiene luz, sin embargo eso no es así, hay una ley de Dios que dice: Romanos 6:23Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.” Y esta otra: Romanos 3:23por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios,” Romanos 5:12Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron.” Romanos 5:17
”Pues si por la transgresión de uno solo reinó la muerte, mucho más reinarán en vida por uno solo, Jesucristo, los que reciben la abundancia de la gracia y del don de la justicia.” Por favor tomen nota de esto ultimo: “reinó la muerte” y “reinarán en vida” por eso nuestro mensaje de hoy se titula “Nuestro reino” y se refiere al reino de vida versus el reino de la muerte. Efesios 2:1-3 “Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados,  en los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia,  entre los cuales también todos nosotros vivimos en otro tiempo en los deseos de nuestra carne, haciendo la voluntad de la carne y de los pensamientos, y éramos por naturaleza hijos de ira, lo mismo que los demás.”

Aquí estamos mencionando a los personas, por un lado al  príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia, y a Jesús el Hijo de Dios, el salvador nuestro, quien dio su vida a cambio de nuestra muerte y está sentado a la diestra de Dios. Hay por lo tanto dos reinos, el reino de la muerte que es de este mundo y el reino de la vida que es en los cielos. ¿Dónde está usted ahora mismo? ¿Está usted en la luz o en las tinieblas? ¿Está usted muerto o está vivo? ¿Cómo conocer esta condición? He aquí una buena respuesta:  Juan 11:25Le dijo Jesús: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá.” La llave para pasar de la muerte a la vida, de las tinieblas a la luz, es la fe, o sea creer en Jesucristo. Juan 3:18El que en él cree, no es condenado; pero el que no cree, ya ha sido condenado, porque no ha creído en el nombre del unigénito Hijo de Dios.”

Jesús le dijo a Pedro: Yo te daré las llaves del reino de los cielos, tu podrás entrar al reino, ¿Porqué le dijo así? Pedro se ganó aquella promesa cuando Pedro dijo: Mateo 16: 16 “Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente.” Y Jesús agregó: (v.v. 17-20) “Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás, porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos.  Y yo también te digo, que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.  Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos. Entonces mandó a sus discípulos que a nadie dijesen que él era Jesús el Cristo.” Reconocer a Jesús como el Cristo, el Ungido, el Hijo de Dios, solo es dado por voluntad de Dios y no de los hombres, por eso Jesús le dijo a Pedro: “porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos.” Y por eso les dijo “que a nadie dijesen que él era Jesús el Cristo.”

Para entrar al reino de los cielos, hay que tener una llave como la de Pedro, hay que reconocer que Jesús es el Hijo de Dios viviente. ¿Usted cree realmente que Jesús es el Hijo del Dios viviente?  ¿Cree usted que Jesús es el Hijo o usted cree que Jesús es el Padre? Si usted reconoce a Jesús como el Hijo, usted puede entrar al cielo y lo hará ahora mismo, si confiesa con sus labios que Jesús es el Señor del cielo. Romanos 10:10Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación.” Tiene que salir de su corazón esa declaración, no vaya a ser que caiga en aquella palabra de Jesús que dice: Mateo 15:8
”Este pueblo de labios me honra; Mas su corazón está lejos de mí.” ¿Y como hacer que salga de nuestro corazón? La respuesta es creyendo, pero creyendo de verdad. Hebreos 13:15Así que, ofrezcamos siempre a Dios, por medio de él, sacrificio de alabanza, es decir, fruto de labios que confiesan su nombre.”

El reino que Dios nos ha heredado es un reino de vida, porque en el reino de Dios no hay muertos, ¿sabía usted eso? Marcos 12:27 diceDios no es Dios de muertos, sino Dios de vivos; así que vosotros mucho erráis.” Jesucristo es la vida y Él nos dio vida a nosotros cuando estábamos muertos, Efesios 2:1-3 “Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados,” La vida nuestra es en el espíritu y no en la carne, la vida en la carne tiene sus limites pero la vida en el espíritu si se cree en Jesús es eterna.

Dios nos ha regalado un reino y  nos invita a entrar en él, vea esto: Mateo 6:33Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.” Definitivamente el reino de Dios existe, Jesús lo demostró cuando dijo Lucas 11:20Mas si por el dedo de Dios echo yo fuera los demonios, ciertamente el reino de Dios ha llegado a vosotros.” ¿Se da cuenta usted de esto? Si echamos fuera demonios el reino está en nosotros, y es que en el reino de Dios no pueden vivir los demonios, ellos viven en otro reino, el reino de este mundo comandado por Satanás. La Biblia nos menciona al diablo como el príncipe de las potestades del aire, Efesios 2:2en los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia,”

 

Los dos reinos se contraponen, el reino del mundo comandado por Satanás y el reino de Dios bajo el mando de Jesucristo. Los cristianos permanecemos unidos en el reino de Dios con lazos de amor y de perdón, mientras que en el mundo existe la angustia, la aflicción, el dolor y la muerte. El trabajo de Jesús mismo que nos ha encomendado a todos los que creemos en él es que evangelicemos a todo el mundo y que los bauticemos en el nombre de Dios. Dios desea que todos seamos salvos y por eso mandó  a Jesús su Hijo a salvar a toda la humanidad, la condición que Dios puso, fue que le creyéramos a Jesús en todo lo que él nos indique. Nuestro problema actual es que mucha gente persiste engañada en sentirse cristiano pero desobedece a Cristo y obedece a Satanás aun sin darse cuenta.  Es mas,

 El engaño persiste aun en los escogidos de Dios que ponen oído a quienes no deben escuchar. Dios dice que escuchemos solo a Jesús lo dijo y está escrito en Mateo 17:4-6  “Entonces Pedro dijo a Jesús: Señor, bueno es para nosotros que estemos aquí; si quieres, hagamos aquí tres enramadas: una para ti, otra para Moisés, y otra para Elías. Mientras él aún hablaba, una nube de luz los cubrió; y he aquí una voz desde la nube, que decía: Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia; a él oíd.” Mateo 7:15Guardaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces.
 Mateo 24:11Y muchos falsos profetas se levantarán, y engañarán a muchos;” Mateo 24:24Porque se levantarán falsos Cristos, y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere posible, aun a los escogidos.” ¿Cómo sabe usted si su profeta o su Cristo es verdadero o falso? ¿Cómo poder entender si quien nos está hablando es realmente un enviado de Dios o es un falso enviado?  Dios ha sido muy claro en esto  cuando dice “a él oid” y eso es mas que un filtro para saber si es verdadero mensajero de Dios o es un falso y charlatán. Quiero hacer un énfasis en lo que Dios dijo ese día: acuérdense que allí estaba Moisés y Elías junto a Jesús. Moisés nos ha hablado de parte de Dios y todos los  cinco primeros libros de la Biblia son escritos por Moisés, igualmente Elias es un profeta y hay muchos otros como él, pero Dios nos ha dicho: “Porque se levantarán falsos Cristos, y falsos profetas” Jesús cuando habla menciona a algunos profetas y cita los versos de ellos, eso si es palabra verdadera de Dios, otros profetas aun cuando hayan dicho que Dios les habló, caen en lo de falsos si Jesús no los ha citado. Por algún lado de la Biblia se dice esto: Lucas 6:26!!Ay de vosotros, cuando todos los hombres hablen bien de vosotros! porque así hacían sus padres con los falsos profetas.” Y como entonces la gente debe actuar con los profetas verdaderos? Jesús dijo: Lucas 4:24Y añadió: De cierto os digo, que ningún profeta es acepto en su propia tierra.” Esta es la señal, ningún profeta debe ser aceptado en su tierra y mas bien, insultado, mal tratado, herido y azotado. Ese si es un verdadero profeta porque está escrito: Mateo 10:36y los enemigos del hombre serán los de su casa.” Lo cual fue dicho por el profeta Miqueas 7:6Porque el hijo deshonra al padre, la hija se levanta contra la madre, la nuera contra su suegra, y los enemigos del hombre son los de su casa.”

El reino que Dios nos ha heredado es diferente al reino de este mundo muy conocido por todos, aun por los religiosos, mientras que en el mundo se exalta a los hombres aun llenos de santidad, en el reino de Dios no es así porque Dios ha dicho: Lucas 16:15Entonces les dijo: Vosotros sois los que os justificáis a vosotros mismos delante de los hombres; mas Dios conoce vuestros corazones; porque lo que los hombres tienen por sublime, delante de Dios es abominación.” ¿Y porque Dios ha dicho esto?  Romanos 3:23por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios,” ningún hombre o mujer por muy santo que sea considerado puede alcanzar la gracia que Dios le da al único, a su Hijo Jesucristo. Inclusive a Jesús se le llamó “maestro bueno” y vea usted cual fue su respuesta: Mateo 19:16-17 “Entonces vino uno y le dijo: Maestro bueno, ¿qué bien haré para tener la vida eterna?  El le dijo: ¿Por qué me llamas bueno? Ninguno hay bueno sino uno: Dios. Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos.” Romanos 3:10Como está escrito: No hay justo, ni aun uno;”

El reino que nos ha heredado Dios es diferente al mundo, muy diferente, en el mundo hay aflicción mientras que en el reino de Dios hay gozo y paz. Juan 16:33
”Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo.” Romanos 14:17porque el reino de Dios no es comida ni bebida, sino justicia, paz y gozo en el Espíritu Santo.” Todo lo que vean como malo aun cuando algunos culpan a Dios por ello, es propiedad del mundo comandado por Satanás, pobreza, hambre, guerras, enfermedades y muerte, mientras que en el otro lado, en el reino de Dios hay paz, gozo, abundancia y felicidad. Y a lo dijimos arriba en: Mateo 6:33Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.” Esto para decirnos que no debemos preocuparnos por el comer y el vestir según lo dice en Mateo 6:25-34 “Por tanto os digo: No os afanéis por vuestra vida, qué habéis de comer o qué habéis de beber; ni por vuestro cuerpo, qué habéis de vestir. ¿No es la vida más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido? Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas?  ¿Y quién de vosotros podrá, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo?  Y por el vestido, ¿por qué os afanáis? Considerad los lirios del campo, cómo crecen: no trabajan ni hilan;  pero os digo, que ni aun Salomón con toda su gloria se vistió así como uno de ellos. Y si la hierba del campo que hoy es, y mañana se echa en el horno, Dios la viste así, ¿no hará mucho más a vosotros, hombres de poca fe?  No os afanéis, pues, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos?  Porque los gentiles buscan todas estas cosas; pero vuestro Padre celestial sabe que tenéis necesidad de todas estas cosas. Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.  Así que, no os afanéis por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su afán. Basta a cada día su propio mal.” Asi mismo dice su palabra en Filipenses 4:19Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta conforme a sus riquezas en gloria en Cristo Jesús.” ¿Cree usted todo esto?

 Adicionalmente Pablo dice lo siguiente: Efesios 1:15-23 “Por esta causa también yo, habiendo oído de vuestra fe en el Señor Jesús, y de vuestro amor para con todos los santos,  no ceso de dar gracias por vosotros, haciendo memoria de vosotros en mis oraciones, para que el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre de gloria, os dé espíritu de sabiduría y de revelación en el conocimiento de él,  alumbrando los ojos de vuestro entendimiento, para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su herencia en los santos,  y cuál la supereminente grandeza de su poder para con nosotros los que creemos, según la operación del poder de su fuerza,  la cual operó en Cristo, resucitándole de los muertos y sentándole a su diestra en los lugares celestiales,   sobre todo principado y autoridad y poder y señorío, y sobre todo nombre que se nombra, no sólo en este siglo, sino también en el venidero;  y sometió todas las cosas bajo sus pies, y lo dio por cabeza sobre todas las cosas a la iglesia,  la cual es su cuerpo, la plenitud de Aquel que todo lo llena en todo.”

Si usted aun no ha entrado, lo invito a entrar y comience echando fuera demonios de su vida y acepte a Jesús como su único Señor y Salvador.

 Por Victor Manuel Castro Chinchilla, junio de 2008.

 

 

 

junio 1, 2008 - Posted by | Estudios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: