Victorcastro’s Weblog

Just another WordPress.com weblog

Matrimonio de tres

Matrimonio de tres

 

Mateo 19:6Así que no son ya más dos, sino una sola carne; por tanto, lo que Dios juntó, no lo separe el hombre.”

 

Cualquiera diría que los lazos sanguíneos entre padres e hijos son los mas fuertes que hay, sin embargo Dios nos dice en Mateo 19:5Por esto el hombre dejará padre y madre, y se unirá a su mujer, y los dos serán una sola carne?”  Con lo que derivamos que los lazos mas fuertes no son de padre a hijo sino entre varón y hembra, porque ellos dos llegan a ser una sola carne al separarse de sus padres.

 

He titulado este mensaje como matrimonio entre tres porque conforme lo que hemos dicho el hombre se unirá a su mujer y eso significa que Dios los  ha unido, por lo que el matrimonio sin Dios no es matrimonio. Una pareja puede juntarse pero si Dios no los une no son una sola carne. ¿Cómo puede unirlos Dios? En nuestro lenguaje natural eso se llama casamiento o matrimonio pero en el lenguaje de Dios la palabra aplicable es “unión” por eso dice: “y se unirá a su mujer, y los dos serán una sola carne”

 

El matrimonio es una unión hecha por Dios  y no por los hombres, en la Biblia hemos podido comprobar que no existen ceremonias oficiales o religiosas que sustituyan a Dios  en la unión de la pareja. Cuando Dios ha unido a dos es porque ambos tienen el mismo espíritu. No podemos hacer aparte sus palabras cuando dice: “lo que Dios juntó, no lo separe el hombre.” Repito, no es el hombre quien los junta sino Dios y tampoco el hombre puede separarlos porque lo que Dios hace el hombre no puede deshacer.

 

Cuando Adán y Eva aparecieron en la tierra por obra de la voluntad de Dios, vemos que se dijo: Génesis 2:24Por tanto, dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne.” Y mas adelante podemos conocer la versión de Jesús respecto al divorcio: Mateo 19: 3-6 “Entonces vinieron a él los fariseos, tentándole y diciéndole: ¿Es lícito al hombre repudiar a su mujer por cualquier causa?  Él, respondiendo, les dijo: ¿No habéis leído que el que los hizo al principio, varón y hembra los hizo,  y dijo: Por esto el hombre dejará padre y madre, y se unirá a su mujer, y los dos serán una sola carne? Así que no son ya más dos, sino una sola carne; por tanto, lo que Dios juntó, no lo separe el hombre.” Los judíos pretendiendo hacer caer a Jesús  en una  falta de la ley, le preguntaron:  (v 7)”¿Por qué, pues, mandó Moisés dar carta de divorcio, y repudiarla?” y su respuesta fue: (v.v. 8 y 9) “Por la dureza de vuestro corazón Moisés os permitió repudiar a vuestras mujeres; mas al principio no fue así. Y yo os digo que cualquiera que repudia a su mujer, salvo por causa de fornicación, y se casa con otra, adultera; y el que se casa con la repudiada, adultera.” Vamos a hacer énfasis en una sola palabra, “salvo por causa de fornicación,” esa es la única causa por la cual el matrimonio unido por Dios es separado, al haber cometido fornicación. Cuando hay fornicación el matrimonio queda separado porque Dios ya lo separó en el mismo instante de la fornicación, ya Dios lo ha separado aun antes de producirse realmente, porque para Dios las cosas existen en el espíritu, y esta es la respuesta que Jesús nos da al respecto en forma adicional: Mateo 5:28 ”Pero yo os digo que cualquiera que mira a una mujer para codiciarla, ya adulteró con ella en su corazón.”  Basado por supuesto en la misma palabra de Dios que dijo en Génesis 3:16A la mujer dijo: Multiplicaré en gran manera los dolores en tus preñeces; con dolor darás a luz los hijos; y tu deseo será para tu marido, y él se enseñoreará de ti.”

La pareja es unida cuando Dios ha puesto en ellos el mismo espíritu y los separa cuando no hay unidad espiritual porque si uno de ellos pone sus ojos en un tercero, el matrimonio ya no persiste sino que es quebrantado por la infidelidad. La unión es espiritual en base a la palabra que dice: 1 Corintios 6:17Pero el que se une al Señor, un espíritu es con él.” Misma unión que Jesús declaró tener con el Padre cuando dijo: Juan 10:30Yo y el Padre uno somos.” Juan 17:22La gloria que me diste, yo les he dado, para que sean uno, así como nosotros somos uno.”

La unión de la pareja comienza siendo una sola carne lo cual no es otra cosa que la derivación de haber sucedido primero en el espíritu, como lo dicho por Jesús en  Mateo 5:28”Pero yo os digo que cualquiera que mira a una mujer para codiciarla, ya adulteró con ella en su corazón.” Primero sucede en el espíritu como un deseo puesto por Dios y termina concretándose en la carne. Cuando Dios une a una pareja ellos solos se unen corporalmente después, pero primero está la unión hecha por Dios, de allí su palabra diciendo:”  lo que Dios juntó, no lo separe el hombre.” Y esto no es un consejo o una advertencia sino una ley, lo que Dios une no hay hombre que lo separe. El matrimonio al estilo moderno se realiza en la iglesia con los hombres pero ya antes Dios los ha unido en el mismo espíritu. Jesús se refiere al tema cuando dice: Efesios 5:23porque el marido es cabeza de la mujer, así como Cristo es cabeza de la iglesia, la cual es su cuerpo, y él es su Salvador.” La unión del marido y su mujer es exactamente la que encontramos entre Cristo y la iglesia, es una unión espiritual.

 

Tenemos que ver con mas detalles aun este asunto, la unión comienza siendo espiritual para luego concretarse en lo material, primero es el espíritu y luego lo otro. Si leemos en Génesis cuando Dios hizo la creación, podemos entender que primero hizo las cosas invisibles y luego ellas se hacen visibles, veamos esto en Génesis 2:4-6  “Estos son los orígenes de los cielos y de la tierra cuando fueron creados, el día que Jehová Dios hizo la tierra y los cielos,  y toda planta del campo antes que fuese en la tierra, y toda hierba del campo antes que naciese; porque Jehová Dios aún no había hecho llover sobre la tierra, ni había hombre para que labrase la tierra,  sino que subía de la tierra un vapor, el cual regaba toda la faz de la tierra.” Como podemos ver, todo se hizo antes que fuese en la tierra, y eso es muy importante que entendamos porque es lo que conocemos como fe o sea tener ojos para ver antes lo que no se ve como lo dice su palabra en Hebreos 11:1-3 “Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve.  Porque por ella alcanzaron buen testimonio los antiguos.  Por la fe entendemos haber sido constituido el universo por la palabra de Dios, de modo que lo que se ve fue hecho de lo que no se veía.”

 

De nuevo, la pareja se une porque Dios les pone un mismo espíritu y por eso son una sola carne porque primero es lo que no se ve y luego lo que se ve. Si Dios no los ha unido espiritualmente, los dos nunca se atraerán como para casarse. La pareja deja de estar unida por Dios cuando alguno de los dos comete adulterio poniendo sus ojos en un tercero, no es necesario que se produzca carnalmente y basta con el deseo de hacerlo porque es espiritual y no carnal. Pablo hace varias referencias entre lo que es una unión como estas 2 Corintios 6:14No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas?” habrán notado que usa la palabra comunión y yugo desigual indicando por un lado que es la unión porque comunión es la unión común entre dos y el yugo desigual es la unión entre dos que no están unidos por Dios. Una pareja puede estar unida sin que Dios la haya unido como es el caso mencionado en 1 Corintios 6:16¿O no sabéis que el que se une con una ramera, es un cuerpo con ella? Porque dice: Los dos serán una sola carne.” O sea que la unión con una ramera que tiene varios maridos resulta en una unión carnal pero ausente de la unión espiritual.

 

Cristo y la iglesia es el ejemplo estelar que podemos tomar para conocer como funciona el marido con su mujer como cabeza, así como el hombre se une por la voluntad y deseo de Dios con una mujer, así resulta la iglesia también y no es una unión voluntaria del ser humano, tal cosa la comprobamos con esta palabra:  Hechos 2:47alabando a Dios, y teniendo favor con todo el pueblo. Y el Señor añadía cada día a la iglesia los que habían de ser salvos.”C lo cual nos enseña que no es una aceptación voluntaria el ser miembro de la iglesia sino que es de Dios, como también lo dice en Efesios 2:8Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; “

 

Nuestro mensaje es titulado Un matrimonio de tres porque la pareja que son dos no puede estar unida si el espíritu de Dios no la mantiene unida, si el hombre ha unido a la pareja ambos estarían en adulterio porque su unión no es hecha por Dios sino por los hombres. Un matrimonio sin Dios no es matrimonio igualmente si la iglesia no tiene a Cristo y solo está conformada por hombres, no es iglesia.

 

 

Nuestro mensaje de hoy se titula matrimonio de tres porque la pareja sin Dios no es valida y si Dios  no los une, viene el divorcio como una consecuencia inmediata. Si la razón de la unión matrimonial fue un atractivo físico o una conveniencia económica o algo similar, y si Dios no fue quien los unión, ellos pueden estar seguros que nunca se pondrán amar y nunca habrá fidelidad entre ellos. Lo que Dios une el hombre no los puede separar y a la inversa, lo que el hombre une no persiste. El matrimonio carnal resulta como una consecuencia del matrimonio espiritual, primero viene la atracción entre ambos y eso es de Dios, si no se atraen es que Dios no les ha dado el mismo espíritu. Ambos tienen que estar en unidad. No veo la posibilidad de que dos personas se acerquen, se comprendan y se quieran si no hay algo que los une en particular y si no es Dios quien los une, el matrimonio de los tales, no es matrimonio. Dos amigos se juntan no como pareja sino como compañeros, como hermanos o como lo que sea porque hay algo que los une y permite que estén juntos por largo tiempo. Y al contrario, cuando dos amigos se separan es porque entre ellos surgió una diferencia que no fue superada.

 

La figura del matrimonio es la misma de la iglesia con Cristo como cabeza, el marido es también la cabeza en el matrimonio y la mujer asi como la iglesia deben permanecer sujetas a su marido. Si la iglesia no tiene a Cristo como cabeza la figura resultante es infidelidad porque su corazón no dirige su amor a Cristo sino a otra deidad sea espiritual o material. La iglesia es la unión de varios con lazos espirituales en Cristo. Basta que dos o mas se reúnan en el nombre de Cristo para constituir iglesia. Veamos lo que Jesús  dice acerca de ello, Mateo 18:20Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos.” La iglesia es un matrimonio colectivo con Cristo como marido, Apocalipsis 19:7Gocémonos y alegrémonos y démosle gloria; porque han llegado las bodas del Cordero, y su esposa se ha preparado.”  Apocalipsis 21:9Vino entonces a mí uno de los siete ángeles que tenían las siete copas llenas de las siete plagas postreras, y habló conmigo, diciendo: Ven acá, yo te mostraré la desposada, la esposa del Cordero.”

Insistimos que es el mismo espíritu quien debe unir a la pareja (igual a la iglesia) y esto de parte de Dios, ambos tienen que mantenerse en unión, en comunión o en unidad como quiera llamársele.  Al momento que uno de los dos pone su mirada en un tercero, la unidad desaparece inmediatamente, es un lazo muy delicado y frágil. Nuestro compromiso como hombre es el amar a la esposa y el de ella es permanecer sujeta al marido, asi lo dice en Efesios 5:23-25  “porque el marido es cabeza de la mujer, así como Cristo es cabeza de la iglesia, la cual es su cuerpo, y él es su Salvador.  Así que, como la iglesia está sujeta a Cristo, así también las casadas lo estén a sus maridos en todo.  Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia, y se entregó a sí mismo por ella,”

No hay matrimonio sin Dios, si una pareja se junta sin Dios es pecado y es considerado como fornicación, esto es lo que podemos derivar de lo que dice Dios en Isaías 57:3Mas vosotros llegaos acá, hijos de la hechicera, generación del adúltero y de la fornicaria.” Ezequiel 6:9Y los que de vosotros escaparen se acordarán de mí entre las naciones en las cuales serán cautivos; porque yo me quebranté a causa de su corazón fornicario que se apartó de mí, y a causa de sus ojos que fornicaron tras sus ídolos; y se avergonzarán de sí mismos, a causa de los males que hicieron en todas sus abominaciones.”  Hebreos 13:4Honroso sea en todos el matrimonio, y el lecho sin mancilla; pero a los fornicarios y a los adúlteros los juzgará Dios.”

Por Victor Manuel Castro Chinchilla, mayo de 2008.    

 

   

 

 

 

mayo 5, 2008 - Posted by | Estudios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: